Crónicas de Asia

Dibujo Myanmar - Arbol A

Este es el sueño de cualquier viajero. El sueño de caminar por el Mundo con los ojos abiertos. El sueño de coger la mochila y recorrer un continente sin límite alguno de tiempo. El aprender del mundo y de ti en lugares lejanos y desconocidos. Viajar libre y perderse, sin rumbo fijo o destino y dibujar a cada paso el camino. Maravillarse todos y cada uno de los días vividos. Naufragar en el alma para resurgir nomás uno mismo. Es un regalo a la vida.

Este sueño es un sueño real. Se reveló en un viaje a Tailandia, Laos y Camboya dos años antes. A mi retorno, ya nada sería lo mismo. Las señales de mi yo dormido me harían despertar y saber que había llegado el momento de emprender un largo y onírico viaje en solitario, del que Asia era el lugar elegido. Terminé mis estudios de Antropología, cerré mis antiguos proyectos y paso a paso, emprendí mi nuevo camino.

Con este caminar olvidado quise coser mis recuerdos para no extraviarlos, dar a cada pequeño o gran lugar el pespunte adecuado y creer que lo invisible viaja a través de los ojos de las personas que, como yo, aman caminar por el mundo, aunque a veces solo pueda ser detrás de unas letras. Y así fue cómo, casi sin saberlo, surgió Crónicas de Asia, un recorrido en el tiempo y en el espacio, un dialogo entre el viaje y la viajera, en el mundo real y el mundo imaginario, en un trayecto infinito de ida y vuelta.

Con aquel viaje a las oníricas y primigenias Tailandia, Laos y Camboya, inicio de este sueño, desempolvo mi memoria, extiendo mis teclas y quizá, regenero mi conciencia. Luego vendría vivir el mayúsculo ensueño que me llevaría a recorrer fascinada durante 14 meses 11 países asiáticos. India, Sri Lanka, Tailandia, Vietnam, Myanmar, Filipinas, Malasia, Indonesia, China, Tíbet y Nepal.

A todas y cada una de las personas que han dicho “adelante”, mil gracias. A todas y cada de las mujeres que se han sentido honradas, mil gracias. A todas y cada una de personas me han sonreído, mil gracias. A todas y cada una de las personas que han compartido camino, mil gracias. A todas y cada una de las personas que viaja a través de mis letras e imágenes, mil gracias. A todas ellas, mil sonrisas.

Belinda del Camino

I: DE AQUEL PRIMER VIAJE A TAILANDIA, LAOS Y CAMBOYA 
II: EL SUR DE INDIA, EL INICIO DE UN SUEÑO
 III: SRI LANKA Y LA SERENDIPIA
IV: CAMINO AL CORAZÓN DE LA INDIA 
V: ENCUENTROS EN TAILANDIA Y VIETNAM
VI: PEREGRINANDO POR MYANMAR 
VII: EL RETORNO DE FILIPINAS
 VIII: NAVEGANDO DESDE MALASIA A INDONESIA 
IX: LA CUMBRE DE CHINA Y TIBET
X: EL FINAL DEL CAMINO EN NEPAL
Anuncios

¿Quieres dejarme un comentario? ¡Gracias!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s